Loading...

domingo, 21 de septiembre de 2014

AL LORO: EGOMANÍA y HEROÍNA. Una antología de la droga dura.

La droga dura de hoy nos llega procedente de HEROIN Skateboards, una de las compañías cuyos pasos sigo más de cerca. Fundada en 1998 por FOS (Mark Foster), se puede considerar un referente ineludible a la hora de hablar de skateboarding centrado en la personalidad de cada patinador y alejado de los estereotipos imperantes, aunque, últimamente esto es el estereotipo imperante. HEROIN propone una estética chillona en sus productos, que recupera un poco la época dorada de Santa Cruz cuando Jeff Phillips estaba detrás de esos monstruos aberrantes que se fundían en colores fosforescentes.

Vamos a hacer un breve recorrido por la historia de la marca y nos detendremos en alguno de sus patinadores más relevantes o interesantes. Quizás el primero que merece nuestra atención es Chris Pulman, un patinador galés muy conocido en el underground británico pero, por desgracia, muy ignorado en general. Dos apuntes sobre este señor: hacía los trucos que te molan 20 años antes que tú y los hacía con una elegancia digna de Ray Barbee. Recientemente, la casa de ejes Independent ha patrocinado un breve documental sobre este increíble y desconocido patinador que está en Vimeo y en You Tube. El clip que colgaría a continuación es del vídeo Live from Antarctica de HEROIN (2005) y todo en él es motivación pura, pero algunos problemas técnicos me lo impiden y os pediría que lo buscarais en You Tube. Así que, finalmente, os dejo con algo actual del hombre en su cuarentena para que os quedéis a cuadros con eso de que la edad es un número. Mención especial la ejecución de sus no complys. ÍDOLO.



 La marca ha tenido muchas personalidades que han ido llegando y marchando, ha acogido a figuras de amplio espectro como Chet Childress o Daniel Shimizu o a auténticos FREAKS del panorama internacional como el innovador nipón Gou Miyagi o el satánico destrozabarreras Deer Man of the Dark Woods llegando al "oldschooler" Craig Questions. Uno de los skaters que representó la marca y ahora parece haber desaparecido es el bostoniano Colin Fiske. Este muchacho fue visible de manera más "mainstream" compartiendo espacio en esa horrible, maravillosa vida del también bostoniano PJ Ladd, pero mostrando un patín diferente al de tan célebre superestrella. Permitidme pues, que ante semejante abanico de posibilidades, recupere un poco a Colin Fiske en el siguiente "post".



 Al equipo se fueron incorporando algunos elementos más jóvenes, pero que seguían siendo coherentes con la trayectoria de de la marca. VIDEO NASTY, su penúltima entrega, mostraba todos estos talentos que habían ido recogiendo el testigo de sus predecesores. A saber: Tom Day, Rogie, Stephen Malet, Tony Karr, etc. Todos estos patinadores, más en línea con lo que podría considerarse tendencia hoy en día, no dejan de ser herederos naturales de lo que ha ido defendiendo HEROIN en sus patrocinios: estilo propio, contundencia y creatividad.


 Tom Day es de Manchester, tierra de la gran música, y también tiene parte en el VIDEO NASTY que fácilmente podrás encontrar en la red, no tiene desperdicio, pero he preferido colgar el siguiente clip de bienvenida del muchacho al equipo de zapatillas HUF europeo. Una vez más, velocidad y diversión. Una vez más, skateboarding en estado puro.


 

 La red está ahí para todos y no tenéis por qué tragaros sólo y exclusivamente los clips del breve recorrido que humildemente aquí trazamos, pero es pertinente culminar este trazado con lo que puede considerarse la última entrega de esta casa con nombre de droga asesina pero que siempre propone el skateboarding como principal droga a tener en cuenta a la hora de darse un buen viaje. Este clip, que ayuda al título de esta entrada, es un aguerrido "poupourri" de otros patinadores que no han aparecido audiovisualmente en este ínfimo sumario de la vida de la marca que acabo de hacer: Adrian Ardrid, Craig Questions o Stephen Malet... así que me parece una buena manera de cerrar esta entrada, con algo de actualidad que completa lo que he dicho antes y con algo que, seguramente, os dará ganas de salir a destrozar lo que la calle ponga en tu camino, de la misma manera que a mi me gustaría que alguien se tomara la molestia de vender HEROIN
en mi país y menos tablas doradas de esas de mierda.